KRAMER CONTRA NADIE – ‘MAÑANA EMPIEZA TODO’, de Hugo Gélin

Mañana empieza todo (2016) de Hugo GélinMAÑANA EMPIEZA TODO – Demain tout commence (2016) de Hugo Gélin

Quitémonoslo cuanto antes de encima: Omar Sy es una buena elección de casting prácticamente para cualquier película y papel. Podría protagonizar el biopic sobre la vida de Ben Affleck y hacer parecer carismático al actor de Boston. En Mañana empieza todo Sy se salva, como siempre, por su sonrisa, naturalidad e innegable magnetismo. Pero ni su carisma ni su encanto pueden enderezar una película que navega por el sentimentalismo más pueril.

El remake francés del éxito internacional mexicano No se aceptan devoluciones, de Eugenio Derbez, arranca como una comedia del montón, agradable y sin más pretensiones que las de mostrar las peripecias de un hombre que debe lidiar con una paternidad inesperada. No hay una sola idea novedosa, ni un solo instante de lucidez, pero no importa, no demasiado, porque el espectador ha visto mucho cine y sabe que, en fin, no siempre lo van a sorprender y no todas las películas están concebidas para cambiarle a uno la vida. Hasta ahí, regular. Pero después llega el drama, rebuscado y sensiblero, buscando con descaro arremeter contra el corazón y los conductos lacrimales. Y a mí, que me emociono con el vuelo de una mosca, el corazón se me vuelve rocoso, los ojos se me secan y mi cerebro se pregunta: ¿qué demonios pretenden y qué esperan de mí?

Mañana empieza todo (2016) de Hugo GélinY no hablemos del personaje interpretado por Antoine Bertrand, cuyo único rol en la película es tratar de seducir a todo hombre con quien se cruza. Porque todo el mundo sabe que los homosexuales funcionan así: son seres definidos única y exclusivamente por su orientación sexual que se dedican a acosar a cualquier espécimen del mismo sexo. Y mira que hasta hace bien poco, uno o dos siglos, podría haber colado, pero Mañana empieza todo llega un pelín tarde a lo que “ayer se dio por acabado”.

Estamos ante una especie de Kramer contra Kramer sin Hoffman, sin Streep, sin Henry, una desviación de aquella con salidas dramáticas verdaderamente vergonzosas y un sentimentalismo impostado que pretende hacer bombear el corazón pero sólo consigue un ligero rubor en las mejillas a causa del bochorno.

Omar Sy podría embaucarme para conseguir pasaporte francés y votar por Marine Le Pen, pero nunca podrá convencerme de que Mañana empieza todo es una película buena, regular o simplemente mediocre. Es peor.

Ficha técnica

 

Entradas relacionadas:

PARODIA FALLIDA RESCATADA A ÚLTIMA HORA – ‘THE TOURIST’, de Florian Henckel von Donnersmack
Estrenos de la midseason (III): THE BORGIAS y THE KILLING
EL TAMAÑO IMPORTA - 'UN HOMBRE DE ALTURA', de Laurent Tirard
EL JUGUETE DE IRON MAN – ‘SPIDER-MAN: HOMECOMING’, de Jon Watts
Comments
2 Respuestas to “KRAMER CONTRA NADIE – ‘MAÑANA EMPIEZA TODO’, de Hugo Gélin”
  1. jorge dice:
    Es verdad el tema es demasiado sensiblero.
    Además, la pelicula sonaba fatal.
    No se entendia lo que decian y a veces el sonido estaba superfuerte en el cine
  2. Paco dice:
    y creo que no se aceptan devoluciones ni siquiera es una idea original, ¿no es asi?, antes estuvo la de Big Daddy con una tematica parecida y mucho antes Kramer contra Kramer, ¿no?
DANOS TU OPINIÓN

Calendario

marzo 2017
L M X J V S D
« Feb   Abr »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031