EMMYS 2015: LA QUINIELA – COMEDIA

Emmy: for your considerationEl pasado domingo publicamos nuestro particular pronóstico para el bloque de formatos dramáticos de los Primetime Emmy Awards. Turno ahora para las comedias.

MEJOR SERIE

Louie (FX)
Modern family (ABC)
Parks and Recreation (NBC)
Silicon Valley (HBO)
Transparent (Amazon)
Unbreakable Kimmy Schmidt (Netflix)
Veep (HBO)

Quién ganará: Transparent
Quién podría ganar: Veep
Quién debería ganar: Parks and Recreation

La competencia en comedia no es cosa de risa. Por un lado está Transparent, la gran revelación de Amazon y una de las mejores series (dramáticas o cómicas) del año. Ya se llevó el Globo de Oro, y aunque a los Emmys les gusta llevar la contraria parece que es indiscutible su estatus de )comedia del año), más teniendo en cuenta el timing y el factor Caitlyn Jenner.

Por otro lado tenemos a la pentacampeona, Modern family, que se ha llevado el premio por cada una de las temporadas que ha emitido hasta la fecha. A sus seis temporadas sigue infatigable, fresca como el primer día, y se mantiene como la representante del humor blanco y familiar frente a propuestas más ácidas y corrosivas, como Louie o Veep. Que ninguna de estas dos series haya ganado jamás el premio a la Mejor Comedia parece un disparate, siendo como son dos obras brillantes, inmejorablemente escritas e interpretadas. La única explicación posible es que ambas se anulen mutuamente, dividiendo el voto de los académicos más amantes del humor negro, aunque Louie es una tragicomedia con aires surrealistas y Veep una sátira política.

Unbreakable Kimmy Schmidt se ha ganado la nominación con su entusiasmo contagioso y el inimitable talento de Tina Fey a la cabeza del proyecto, y Silicon Valley se confirma tras la moderada sorpresa de su nominación el año pasado.

Pero, ay. ¡Ay! Parks and Recreation, en su última temporada, consigue una nominación que no obtenía desde 2011, y su última tanda de episodios ha sido tan magistral, divertida y emotiva al mismo tiempo, el broche perfecto para una de las series más castigadas en las entregas de premios, que supondría un acto de justicia poética que, en su último suspiro, se le supiera reconocer todo el talento desplegado en siete años.

Por mencionar algunos de los olvidados en la categoría, están You’re the worst, que personalmente me impresionó mucho y muy bien, Man seeking woman, una propuesta de lo más delirante que arrancó como una bala pero su ingenio se fue apagando con el transcurso de los capítulos, y Grace and Frankie, que pese a sus defectos contiene algunas de las escenas más profundamente humanas de la temporada.

Amy Poehler en Parks and RecreationMEJOR ACTRIZ PROTAGONISTA

Edie Falco (Nurse Jackie)
Lisa Kudrow (The comeback)
Julia Louis-Dreyfus (Veep)
Amy Poehler (Parks and Recreation)
Amy Schumer (Inside Amy Schumer)
Lily Tomlin (Grace and Frankie)

Quién ganará: Julia Louis-Dreyfus
Quién podría ganar: Amy Schumer
Quién debería ganar: Amy Poehler

Si le preguntaran a uno con quién querría ser encerrado en un búnker, bien podría responder que con las seis nominadas a la Mejor Actriz en Comedia. Son brillantes, son buenísimas actrices y, además, son divertidísimas. La mejor situada para llevarse el premio es, un año más, Julia Louis-Dreyfus, que acumula cinco Emmys en toda su carrera (tres de ellos por Veep) y va lanzada a por el sexto. Su serie es mejor cada año y ella está perfecta como la ácida y rabiosa vicepresidenta/presidenta Selina Meyer.

Al otro lado del ring está Amy Poehler, cuya Leslie Knope de Parks and Recreation representa el polo opuesto del personaje de Louis-Dreyfus. Igual que a su serie, a Poehler se le debe un reconocimiento por su titánica labor, por el humor y la ternura desplegados a lo largo de siete años. Acumula más de quince nominaciones al Emmy entre categorías de interpretación, guion y especiales, y aún no ha obtenido ninguno. Por favor, señores, si no le dan el Emmy al menos denle unos waffles.

La gran sorpresa puede llegar de manos de la corrosiva Amy Schumer, la chica de moda en Hollywood gracias a Y de repente tú, película que no hace justicia a su talento humorístico. Inside Amy Schumer es un programa de sketches en el que la actriz retrata algunos de los tabúes más reprimidos de la sociedad con un desparpajo asombroso y una crueldad hilarante. Es probable que sea la actriz que más dividida tenga a la Academia, pero con que sus incondicionales voten por ella podría ser suficiente para beneficiarse de la división de votos entre Louis-Dreyfus y Amy Poehler, y dar la campanada. Sólo por escuchar su discurso de aceptación bien merece un voto.

Las otras nominadas tienen pocas opciones aquí, aunque nadie duda de su calidad. Edie Falco ya ganó un Emmy por su primera temporada de Nurse Jackie, y su personaje, el más oscuro de cuantos hay representados en la categoría, ha sido maravilloso de contemplar durante los últimos siete años. Una serie que probablemente reciba el reconocimiento que se merece con el paso del tiempo.

Lisa Kudrow vuelve con The comeback, un papel diseñado a su medida y para muchos la mejor interpretación de su carrera -que, no olvidemos, incluye a la Phoebe de Friends. Y Lily Tomlin es la más destacada de Grace and Frankie, el perfecto reverso de la setentona estirada interpretada por Jane Fonda, pero la serie parece no haber sido recibida con el entusiasmo que se esperaba.

Se echa en falta a Ellie Kemper (Unbreakable Kimmy Schmidt) y a Aya Cash (You’re the worst), además de a la sobrevalorada Gina Rodríguez (Jane the Virgin), pero la competencia era, simplemente, demoledora.

Transparent 1x08: Best new girlMEJOR ACTOR PROTAGONISTA

Anthony Anderson (Black-ish)
Don Cheadle (House of lies)
Louis C.K. (Louie)
Will Forte (El último hombre en la Tierra)
Matt LeBlanc (Episodes)
William H. Macy (Shameless)
Jeffrey Tambor (Transparent)

Quién ganará: Jeffrey Tambor
Quién podría ganar: Louis C.K.
Quién debería ganar: Jeffrey Tambor

Una de las mayores sorpresas de la noche sería la no victoria de Jeffrey Tambor. Transparent es una de las series más importantes del año y Tambor es su estrella indiscutible. Debe ganar, ganará, punto.

Si alguien puede ponérselo difícil aquí es Louis C.K., quien lleva acumulados algunos Emmys por su faceta como guionista -en mi opinión, su gran virtud- pero ninguno como intérprete. Y es una pena, porque parece que una de las series de comedia más destacadas de la última década se despedirá sin reconocimiento para su protagonista.

Por otro lado está Will Forte, mi favorito en secreto. El último hombre en la Tierra no fue tan brillante como su planteamiento inicial invitaba a pensar que podría ser, pero si algo rozó la perfección en la serie fue el patetismo de su personaje principal, ese Phil Miller tragicómico y ridículo al que vimos fracasar una y otra vez en cada uno de los planes que se proponía llevar a cabo. Es, sencillamente, el personaje con el que más me he reído de entre todos los nominados, y eso en la categoría de Comedia debería servir de algo, ¿no?

William H. Macy tuvo una mejor oportunidad el año pasado con la cuarta temporada de Shameless, en la que brilló con más fuerza que en ésta última. La serie es tan descarada y desprejuiciada que supone un soplo de aire fresco frente a otras propuestas más encorsetadas, pero éste no ha sido su mejor año y tampoco será el año de Macy.

Matt LeBlanc ha encontrado en Episodes un auténtico vehículo de lucimiento en el que hace de la autoparodia su mejor arma. Es un caso similar al de Lisa Kudrow, antigua compañera de Friends, ya que ambos han encontrado sendas series en las que exploran desde dentro la vida del actor y las consecuencias de la fama. Episodes no siempre es redonda pero contiene momentos cómicos que son puro oro.

Don Cheadle vuelve a colarse entre los nominados con su papel en House of lies, una serie que, hasta donde llegué a ver, resultaba moderadamente divertida, y Anthony Anderson da la sorpresa al conseguir una mención por Black-ish, una comedia que no ha tenido la continuidad que se esperaba tras su brioso episodio piloto.

Sorprende, pero no se echa en falta, Jim Parsons. Tras acumular varias victorias por Big Bang, este año se queda fuera de competición. Todos queremos a Sheldon Cooper, pero un respiro de bazingas no hace daño a nadie.

Jane Krakowski en Unbreakable Kimmy SchmidtMEJOR ACTRIZ DE REPARTO

Mayim Bialik (Big Bang)
Julie Bowen (Modern family)
Anna Chlumsky (Veep)
Gaby Hoffman (Transparent)
Allison Janney (Mom)
Jane Krakowski (Unbreakable Kimmy Schmidt)
Kate McKinnon (Saturday night live)
Niecy Nash (Getting on)

Quién ganará: Allison Janney
Quién podría ganar: Anna Chlumsky
Quién debería ganar: Jane Krakowski

Allison Janney tiene nada menos que seis Emmys en su casa, dos de los cuales los obtuvo el año pasado por su aparición como estrella invitada en Masters of sex y su papel secundario en Mom. Éste último título podría revalidarlo este año, en el que su papel ha dado un giro dramático muy del gusto de la Academia. Janney es un portento de actriz, y se come a sus compañeras de reparto a cada plano, pero su serie luce inferior a la de otras contrincantes.

Ahí es donde Anna Chlumsky tiene la oportunidad de hacerse con el trono. Veep es una de las mejores y más queridas comedias de la actualidad, y Chlumsky ha tenido una temporada notablemente destacada. No debe ser nada fácil trabajar a la sombra de Julia Louis-Dreyfus, pero el equipo de guionistas de la serie de Armando Iannucci le ha reservado este año algunas escenas de lucimiento que, sin duda, la colocan más cerca del Emmy que nunca.

Jane Krakowsi, por su parte, puede estarle eternamente agradecida a Tina Fey por los personajes que crea para ella. Tanto en Rockefeller Plaza como, en la actualidad, en Unbreakable Kimmy Schmidt, a Krakowski le ofrecen un auténtico caramelo, personajes delirantes que pasan inmediatamente a convertirse en el favorito de los fans, y ella domina cada escena con una maestría cómica que es imposible no rendirse a sus pies.

Mayim Bialik (Big Bang) y Julie Bowen (Modern family) son dos actrices impecables, pero ninguna de las dos ha tenido su mejor año. Acaso la última, pero parece que los días de gloria para la sitcom de ABC van llegando a su fin.

Kate McKinnon es, actualmente, el miembro más destacado del plantel de Saturday night live, y sus imitaciones de Hillary Clinton y Justin Bieber no tienen desperdicio, pero si Kristen Wiig no se llevó un sólo premio tras cinco nominaciones por SNL, parece poco probable que McKinnon pueda conseguirlo.

La nominación de Gaby Hoffman confirma el amor de los académicos por Transparent. Hoffman hace un buen trabajo como hija del personaje de Tambor, en una mezcla de personaje tierno y egoísta. Y Niecy Nash, con su nominación por Getting on, pone la sorpresa en la categoría, arrebatando el puesto a Kristen Schaal, que bien podía haber estado nominada por El último hombre en la Tierra. Sin olvidar a Sarah Hyland, que ha dado un salto de calidad y protagonismo muy notable en Modern family.

Tony Hale en VeepMEJOR ACTOR DE REPARTO

Andre Braugher (Brooklyn Nine-Nine)
Tituss Burgess (Unbreakable Kimmy Schmidt)
Ty Burrell (Modern family)
Adam Driver (Girls)
Tony Hale (Veep)
Keegan-Michael Key (Key and Peele)

Quién ganará: Tony Hale
Quién podría ganar: Tituss Burgess
Quién debería ganar: Tituss Burgess

Ty Burrell se queda como único representante de Modern family en una categoría en la que hace no mucho llegó a haber hasta cuatro de sus miembros nominados. Parece que los días felices ya acabaron, pero lo mismo se decía el año pasado y Burrell se acabó llevando el trofeo a casa. Con su carisma y liberado de la competencia de sus compañeros de reparto, no se puede descartar su victoria antes de tiempo.

Sin embargo, parece que este año los tiros van por otro lado. Más concretamente, la lucha se centra en Tony Hale y Tituss Burgess. Ambos interpretan a personajes estrafalarios a su manera, el primero como asistente personal de la Vicepresidenta de los Estados Unidos y el segundo compañero de piso de una mujer liberada de una secta religiosa. Es difícil decidirse entre alguno de los dos, pues ambos clavan sus personajes, aunque sospecho que la actuación de Burgess puede resultar demasiado excesiva para los votantes más clásicos.

Adam Driver se queda, en ausencia de Lena Dunham, como único representante de Girls, una serie que, sospecho, sigue siendo incomprendida por gran parte de la audiencia. La cuarta temporada ha ofrecido un nivel excelente, mostrando las mejores virtudes de la Dunham, y aunque Driver no ha sido ni de lejos su mejor componente, al menos su nominación queda como recordatorio de que Girls merece seguir estando en estos premios.

Andre Braugher se quedó muy cerca de ganar el año pasado, en el que partía como uno de los favoritos de la crítica por su papel en Brooklyn Nine-Nine. Personalmente no es una serie que me divierta en exceso, como tampoco considero que Braugher tenga un papel demasiado brillante en ella, pero tiene un buen número de seguidores que podrían darle una alegría este año.

Lo de Keegan-Michael Key es uno de esos sorpresones que uno acoge con los brazos abiertos. Sus sketches en Key and Peele son punzantes y divertidísimos -¿alguien en la sala que no haya visto aún Negrotown?- y sin duda merecía un lugar aquí. Chapeau por la Academia.

La ausencia más sangrante es la de Nick Offerman, cuyo papel en Parks and Recreation, ese impagable, extraordinario, soberbio Ron Swanson, ofrece algunos de los momentos más divertidos de la televisión en la última década. Eterno ignorado, parecía que este año podría conseguir una nominación, pero no hay amor para los Swanson en los Emmys. Hugh Laurie (Veep) y Sam Waterston (Grace and Frankie) seguro que estuvieron también cerca de entrar en la lista definitiva, pero sus candidaturas tendrán que esperar.

 

Bueno, pues ya queda todo visto para sentencia en la próxima madrugada del domingo al lunes. ¿Cuáles son vuestros pronósticos?

 

Series comentadas en la web: Episodes, Girls, Grace and Frankie, Modern family, Shameless, Silicon Valley.

DANOS TU OPINIÓN

Calendario

septiembre 2015
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930